EE.UU. pone condiciones para desarrollar su alta velocidad


El debate sobre la alta velocidad en EE.UU. agita el mercado y la industria autóctona. Todos ven la oportunidad que significa para las marcas de la casa, es decir, del país, pero se dan cuenta de que han perdido el tren y que dependen de terceros para desarrollar el negocio. Por cierto, hay más de 10.000 millones en juego. Por eso, los americanos, tratando de minimizar las repercusiones del gasto, han puesto como condición a todos los que optan al concurso de desarrollar la alta velocidad por las praderas y montañas de Obama, que la fabricación de locomotoras y vagones  se haga allí. Los americanos miran con envidia a China y sus 2000 millas de líneas de alta velocidad, gracias a una inversión de mil millones de dólares. A Europa, cuyas redes e interconexión está en expansión creciente; a Rusia, que ha optado hace tiempo por desarrollar sus corredores y a Japón, por supuesto, que cada día transporta a cientos de miles de personas. Y lo que es mejor, y aún da más envidia, a los industriales de Minesota, Wyoming y Washington,… que el negocio es rentable y que la seguridad del transporte está garantizado.

¿Qué han estado haciendo EE.UU. estos últimos años en materia ferroviaria? Poca cosa. De ahí, repetimos, que la Federal Railroad Administration exija que tanto los vehículos, como los sistemas de control de los trenes, las vías, … todo, se haga en casa.

España es uno de los países que optan a cumplir con el nuevo sueño americano.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: